Category: Deportes

March 8th, 2019 by Patricio

¿Por qué razón aprender a danzar Salsa?
Voy a procurar de persuadirte por que aprender a danzar Salsa es lo mejor que puedes hacer por ti y una inversión que vale la pena:
Salsa se baila internacionalmente y te ayuda a conocer gente estés donde estés !
Supongamos que ahora viajas como turista a un país extranjero, solo, y no conoces a absolutamente nadie en la enorme urbe en la que terminas de llegar.
Si puedes danzar un tanto de salsa, todo cuanto debes hacer en el primero de los días es buscar en google para los clubes de salsa en esta urbe, y después ir allá de noche y también invitar a chicas (chicos) a danzar. De esa forma puedes conocer a gente local en poquísimo tiempo y gozar de la noche con baile y música.
La opción alternativa, si no bailas salsa, es ir a un bar, emborracharte y hallar solo turistas.
La salsa es un deporte y pasatiempo que se puede practicar en cualquier una parte del planeta sin siquiera llevar contigo cualquier equipo singular, sin precisar llevar equipo de buceo, equipo de vuelo, nada, solo .

Estas son ciertas ventajas de danzar la Salsa:
La Salsa es entretenida
Los mejores instantes que tuve con la salsa era en el principio, a lo largo de las clases.
Nos divertimos mucho como principiantes pues hicimos movimientos jocosos con la música y nos reímos mucho. Las clases de salsa son un ambiente más relajado en comparación con las fiestas de la noche por el hecho de que en las clases de tango en la escuela de tango buenos aires la gente viene para aprender, esto ocurre en las tardes, inmediatamente después del trabajo y la gente se viste de ropa informal y se halla en un estado anímico relajado.
La Salsa es un deporte excelente
La salsa es un buenísimo deporte aeróbico. Mira a quienes bailan a lo largo de ciertas horas y vas a ver de qué forma sudan. Lo mejor de la salsa es que, sin darte cuenta, puedes practicar deportes a lo largo de horas (por el entretenimiento), no es como el deporte de correr por poner un ejemplo, en el que debes esmerarte, en ocasiones, para motivarte.
Danzar salsa es seguro como un deporte, prácticamente no hay lesiones en comparación con otras disciplinas.
Danzar salsa aumenta la confianza en ti
Esto es en especial cierto para los hombres. Caso de que no lo sabías, en la Salsa (y en todos y cada uno de los bailes en parejas), hombre es el que lidera los movimientos (esto es solo cierto para el planeta de la danza …), conque cuando vas a saber danzar un tanto y enviar el baile, vas a sentir que estás controlando cuando menos una cosa en tu vida.
La salsa es buena de cara al desarrollo de la coordinación y la memoria
De nuevo, esto es singularmente cierto para los chicos.
En la Salsa no hay una coreografía singular a lo largo del baile (por lo menos que estás presentando un espectáculo). Cada canción con un ritmo conveniente puede ser bailado con pasos de salsa en un orden diferente, todo depende de una resolución instantánea del líder (el hombre ). En general, el líder no está siendo consciente del próximo movimiento que hará, es una resolución momentánea.
No obstante, hay combinaciones de salsa a memorizar y con la experiencia los movimientos se hacen más ordenados. Generalmente, las mujeres no mandan el baile, mas todavía de este modo, las mujeres precisan conocer los pasos y las combinaciones, el justo ritmo, la buena coordinación y deben hacer todo esto con gracia.
En la salsa, escuchas buena música
Para danzar Salsa, solo se precisa canciones con el ritmo conveniente, un ritmo de ocho bits y esto incluye no solo las canciones tradicionales de salsa. Hay una enorme pluralidad de canciones para danzar la Salsa y es el Dj, el que pone las buenas. Bastante gente prefiere canciones de salsa más modernas con un ritmo más veloz. Muchas canciones de reggaetons son buenas para danzar salsa. Por servirnos de un ejemplo, ves esta canción de Remenea y de qué manera se baila salsa con esto acá.
La salsa es buena para conocer hombres y mujeres
Es obvio, no?
Tú no precisas una línea muy elegante para invitar a una chavala a danzar, es lo más natural a hacer en un club de salsa. Asimismo las clases de salsa es un ambiente natural para conocer a chicas y chicos, el maestro acostumbra a mudar entre las parejas con lo que se llega a conocer a un montón de gente. En verdad, exactamente las mismas personas que están participando en las clases de salsa asimismo llegán a los clubes de noche, con lo que ya vas a conocer a ciertas personas. Tras un tiempo, vas a conocer mucha gente en los clubes de salsa, existen muchos bailadores frecuentes que vienen y asimismo muchos visitantes eventuales.
La salsa es un hobby no costoso
Todo es relativo. Deberás adquirirte una bebida en el club de salsa, mas en la mayor parte del tiempo vas a estar ocupado a danzar (de este modo lo aguardamos) y no a tomar.
Tomar demasiado es malo para tu baile.
Las clases cuestan dinero, naturalmente, mas no tanto. Ciertos clubes de salsa incluyen una lección inmediatamente antes de la celebración. No es preciso adquirir un equipo costoso para danzar la Salsa.

Posted in Deportes Tagged with: ,

March 14th, 2017 by Patricio

La cabeza juega un rol importante, vital. Un deportista tiene que estar preparado psicológicamente para poder competir. Hoy, a 55 días para el comienzo de los Juegos Olímpicos, entendé cómo funciona la psiquis de las Leonas. La palabra de Sergio Vigil, Carlos Retegui y Nelly Giscafré.

“Cuando empezamos a dirigir a las chicas, convocamos a Giscafré (de la Asociación de Psicología del Deporte Argentino) y, al ver un entrenamiento, me dijo que teníamos un verdadero equipo de Leonas, y que se potenciaban ante la presión. Ella nos guió el camino y nos enseñó que, cuando ganar se hace costumbre, hay que aprender a convivir con el veneno del éxito, para que ese logro no nos quite los valores que tenemos “, dice Cachito Vigil.FESTEJO. Las Leonas  llenas de gloria.

Chapa Retegui no está de acuerdo. Asegura que, a partir de su llegada al seleccionado, no tienen una psicóloga en su cuerpo técnico. “No creo mucho en eso. Lo que hacemos es que las chicas que quieran, puedan ir con una profesional. Grupalmente decidimos manejarnos así”, dice.

Giscafré defiende su rol: “La psicología del deporte no es una terapia, es una preparación, no se relaciona con la cura de una patología. ¿Qué pasa con un equipo cuando ganó casi todo? Con resultados extraordinarios, se pierden las ganas, porque es todo lo mismo, y además hay que saber lidiar con las individualidades exigentes”.

En reuniones en equipo, la psicóloga se esforzaba por encender la llamita del entusiasmo por el juego. “De hecho, el nombre del equipo surgió en una charla motivacional. Pensamos en una definición que nos de empuje, y qué mejor que las Leonas”.

Los resultados con Las Leonas fueron muy gratificantes. “El trabajo con ellas fue muy importante porque todos los participantes quedamos involucrados para siempre. Es un equipo que tiene alma, en el que pusimos lo mejor de nosotros mismos, y por eso ellas le dan tanta alegrías a los argentinos.”

Tag: contratar a sergio cachito vigil

Posted in Deportes Tagged with: ,

July 29th, 2016 by Patricio

“Si era por los argentinos, teníamos que salir con una ametralladora cada uno y matar a Shilton, a Stevens, a Butcher, a Fenwick, a Sanson, a Steven, a Hodge, a Reid, a Hoddle, a Beardsley, a Lineker. Pero nosotros nos alejamos de ese quilombo. Ellos eran sólo nuestros rivales. Lo que yo sí quería era tirarles sombreros, caños, bailarlos, hacerles un gol con la mano y hacerles otro más, el segundo, que fuera el mejor gol del mundo“. Tales palabras de Diego Armando Maradona abren el Capítulo VII del libro México 86. Mi Mundial. Mi Verdad. Así ganamos la Copa que fue escrito por el 10, realizado por el periodista Daniel Arcucci y editado este año por Sudamericana.

La obra de 236 páginas recopila las vivencias de Maradona, los hechos que llevaron a la Selección del ’86 a la consagración mundial y detalles inéditos con el valor agregado de que fue escrito por Diego con el respaldo del paso del tiempo y el poder que esto conlleva al momento de analizar el pasado, entre sucesos y personas.

Hoy se cumplen 30 años de los goles de Maradona, uno del cual fue bautizado por el propio ex jugador como La Mano de Dios y del que fue considerado por la FIFA como el mejor de la historia de los Mundiales, aquel en el que nadie se animó a cortar el trazo de la obra que fue posible gracias a un Diego que llegó México con un solo objetivo: alzar la Copa del Mundo.

Del capítulo dedicado al partido contra Inglaterra de cuartos de final del Mundial 1986 disputado el domingo 22 de junio en el Distrito Federal, se reproducen a continuación los fragmentos más destacados.

*En la previa el tema de la guerra no pasaba desapercibido. ¡No podía pasar! La verdad es que los ingleses nos habían matado a muchos chicos, pero si bien los ingleses son culpables, igual de culpables habían sido los argentinos que mandaron a los pibes a enfrentar a la tercera potencia mundial con zapatillas Flecha.

*Para ellos (los ingleses) también era un momento muy difícil. Nos enteremos de que, antes del partido, les había hablado un tipo, creo que el ministro de Deportes, o algo así, para que tampoco se metieran en quilombos con declaraciones y para que no se dejaran llevar por la calentura en el juego. Los jugadores estábamos todos en la misma.

* Me preguntaron a mí (con cuál de los dos modelos de camiseta alternativa disponible iba a jugar la Selección) y no dudé un segundo. Marqué una con el dedo y les dije: “Con esta le ganamos a Inglaterra”.

* A los ingleses los habíamos visto jugar contra Paraguay y le habían ganado 3 a 0. Nosotros sabíamos que tenían buen medicampo, combativo, pero también sabíamos que no eran pibes (…) No contábamos con el morochito Barnes, que entró y nos complicó la vida…. Cada vez que lo veo a Barnes –y lo he visto muchas veces, en partidos de la Champions en Inglaterra y también en Dubai, está gordito como yo- se muere de risa, como diciendo: “¡El cagazo que les hice pegar!”

* Cuando se la di a Valdano, le rebotó y se le fue un poquito alta, con Hodge al lado. Entonces Hodge lo anticipó. Y Hodge comete el error, que para mí no es un error porque en ese momento le podías dar la pelota atrás al arquero, de levantarla para Shilton en vez de revolearla… Si Hosge la hubiera revoleado, la pelota no me llegaba nunca a mí… Nunca.

* “Esta es la mía”, dije. “No sé si le voy a ganar pero me la juego. Si me lo cobra, me lo cobra”. Salté como una rana y eso fue lo que no se esperaba Shilton.

*Cuando salí, salí enseguida para festejar el gol. La pelota había salido fuertísima. Le di con el puño pero salió como si hubiera sido un zurdazo más que un cabezazo. Llegó a la red y todo. Hice así, tac, y no me podían ver nunca…

*Miré al referí, que no tomaba ninguna decisión; miré al línea, lo mismo. Y me fui corriendo a festejar. Yo decidí lo que ellos no se animaban a decidir.

*Del gol con la mano no me arrepiento en absoluto. ¡No me arrepiento!

*Lineker me dijo: “Yo le echo la culpa al referí y al asistente, no a vos. Y el segundo gol fue la primera y única vez en toda mi carrera que tuve ganas de aplaudir un gol de rival…”

*Shilton sí se enojó. Y va a seguir enojado por arquero. Dijo: “No voy a invitar a Maradona a mi partido despedida”. Ja. ¿Y quién quiere ir a un partido despedida de un arquero?

*En la conferencia de prensa no sabía cómo salir del brete. Al principio, seguía diciendo que lo había hecho con la cabeza. No sé, tenía miedo de que, como todavía estaba en el estadio, lo anularan, qué se yo. Y a alguno le dije a la pasada eso de “la cabeza de Maradona y la mano de Dios”.

*Sé que Peter Reid declaró en un documental que tiene pesadillas con ese partido, que todavía se despierta todo transpirado a la noche (…) Y a mí, personalmente, cara a cara, me dijo algo más, me dijo así: “Yo, cuando vi al potro salvaje que agarró velocidad, no pude más y me tiré al medio, solo. Me entregué”. (…) Si ven el gol de nuevo se van a dar cuenta de que es cierto. Lo estoy viendo ahora, mientras recuerdo. Ahí está, ahí está cuando Reid me deja. Qué momento…

*Las jugadas de futbol nacen ahí, en el pase de Enrique. ¿Qué pasaba si le erraba por medio metro? Yo no la recibía como la recibí y no podía girar como lo hice, para sacarme a dos de encima, a Beardsley y al pobre Reid. En el giro ya me saco a dos, vayan contando, y había quedado Hodge, por ahí, pero Hodge no marcaba a nadie… Entonces me sale Butcher por primera vez. Yo le amago a irme por afuera y engancho apenas para adentro. Pasa de largo, el inglés, que gira y me empieza a perseguir… Yo lo voy sintiendo a él, atrás, a mi derecha, como si me estuviera respirando en la nuca. Entonces me sale Fenwick, que me tira el manotazo. Butcher me tira un patadón ¡No se imaginan lo que fue! Me da abajo, a ver si me podía levantar y tirarme a la mierda. Pero yo llego tan armado ahí que cuando la toco tres dedos para mandarla adentro, me importa tres huevos la patada de Butcher…

*Ahí sí que salí gritando como loco. No necesité mirar al referí ni a nadie. Sabía lo que había hecho. Corrí por la línea de fondo y, cuando llegué al córner, me encontré con Salvatore Carmando, justo con él. Me abrazó y enseguida llegaron todos los demás. Burruchaga, Batista, Valdano, se olvidaron de los retos de Bilardo: “¡Qué gol hiciste, hijo de puta, que gol hiciste!”, me gritaban.

*Ese gol para mí tiene música. Y la música es el relato de Víctor Hugo Morales.

* Acá pueden venir los Messi, los Tevez, los Riquelme, y hacer diez goles cada uno. Mejores que ese. Pero nosotros fuimos a jugar un partido contra los ingleses después de una guerra, después de una guerra que todavía estaba muy fresca (…) Y eso no se compara con nada. Y todo eso los padres se lo contaron a los hijos, y los hijos a sus hijos. Porque ya pasaron treinta años, treinta años. Y lo siguen contando

* Aquello fue algo único… No se puede poner en palabras. No se puede escribir, no se puede decir. No sé si, como muchos dicen, une el talento y la trampa de los argentinos. No lo sé y no me importa. Pero sí se una cosa, y la tengo bien clarita, se enoje quien se enoje. Si yo fuera uno cualquiera, uno de Villa Fiorito, diría: “Cómo me hubiera gustado hacerle un gol con la mano a Inglaterra y un súper gol”. Si fuera cualquiera, un argentino de Villa Fiorito, juro que pensaría así.

Posted in Deportes Tagged with: ,